sinaloa-logo   baner sinaloa dossier  logo-la-cancha
  

Diputados se burlan del escote de la diputada de MORENA, Merary Villegas

escote merary

/            Por: Irene Medrano Villanueva /

¡Se equivocó de lugar y día!, bromeaban los legisladores al ver entrar a recinto parlamentario a la primera sesión ordinaria del Primer Periodo del Segundo Año de Actividades Legislativas a la diputada Merary Villegas vestida con un Palazzo de gran escote.

Las miradas suspicaces y maliciosas se posaban en la diputada de MORENA; ella, muy quitada de la pena, saludaba y a su paso se escuchaba en broma: “se siente divis, divis”.

Los legisladores aclaraban que la diputada se equivocó de lugar y hora, porque pensaba que iba a la boda del diputado Roberto Cruz Castro, quén se casa éste sábado que viene.

escote diputad

"Pero, lo peor del caso, que ni está invitada, como no está ningún diputado, sólo los del PAN”, murmuraban en las curules.

La orden del día que estaba compuesta por 13 puntos y 14 posicionamientos de diversos temas, pasaba a segundo término. “La Merary se llevó el día”, comentaban.

“Creo que ni a la misa del diputado panista podría entrar con esos escotes”, señalaba una diputada, mientras otra recordaba que de niña había sido monaguilla y el sacerdote las mandó comprar tela de la más fea e hizo unas capas y se las daba a todas las mujeres atrevidas, así alguien aquí debería de decirle a la diputada que este es un lugar serio.

 

 

escote diputadaLos diputados en sus curules festinaban la boda del panista, quien ni por “cortesía parlamentaria” los invitó al guateque. ¡Qué nos va a invitar!, exclamaba muy quitado de la pena el diputado del PAS, Gerardo Valencia Guerrero.

¡Yo no fui requerida…pero ni me preocupa!, señalaba la diputada del PRI, Irma Tirado Sandoval.

Los invitados especiales van a ser los diputados del PAS, Víctor Antonio Corrales Burgueño, porque es el que lo va a entregar en el altar y la diputada Alva Virgen es la madrina de lazo, bromeaban los diputados del PRI, al recordar que han sido los legisladores que más han enfrentado al panista.

“Le han bajado los humos. Por eso los invitó de manera especial”, reían.

“Por lo menos la Merary le hubiera subido más al elástico”, decía muy serio el diputado Zenén Xochihua.

Ya en tribuna, los coordinadores de los grupos parlamentarios fijaban sus posicionamientos en relación con el inicio del periodo ordinario de sesiones, la coordinadora del grupo parlamentario de Morena, Merary Villegas, le daba duro a sus pares, a quienes les decía “me apena mucho diputado Corrales Burgueño arrancar el año legislativo con las puertas que dan a este pleno cerradas con llave, obstruyendo, limitando e impidiendo el trabajo de la prensa, e incluso, de nuestros colaboradores”.

“Más pena nos da a nosotros como legisladores que se presente con esos escotes”, bromeaban los diputados del PRI.

Luego, acusaba que las iniciativas siguen en la gran congeladora, tales como la Ley de Austeridad, matrimonio igualitario, pensión para adultos mayores, observatorio ciudadano para la seguridad en el estado, entre otras.

“El congreso no es un consejo, el congreso es el Poder Legislativo. Su característica es la pluralidad y la representatividad popular, social y política”, señalaba la diputada de Morena.

En el pleno se escuchó: y el congreso no es un antro.

La coordinadora del grupo parlamentario del PRI, Irma Tirado Sandoval, al fijar el posicionamiento de este partido dijo que existe la responsabilidad y el compromiso ciudadano de impulsar la legislación que respalde a importantes sectores de la población, sobre todo a las mujeres y jóvenes, así como los grupos vulnerables y sensibles, porque es a ellos a quienes representan.

Reiteró que existen temas como la creación de una nueva Ley Orgánica para el Congreso del Estado que eficiente la vida interna del legislativo, realizar armonizaciones constitucionales en el área de la impartición de justicia y combate a la corrupción, entre otros, para tener bases firmes para el desarrollo de Sinaloa.

Situación con la que coincidió el diputado Misael Sánchez Sánchez (PVEM), quien además se pronunció por trabajar y actuar para lograr el rescate del prestigio del Poder Legislativo ante la sociedad.

“Con esas indumentarias, de las diputadas algún día van a lograr el respeto…”, bromeaban los asistentes.

MERARY VILLEGAS  LAMENTÓ LA BURLA

Y SE SINTIÓ AGREDIDA POR LOS DIPUTADOS

El Congreso del estado tendrá su declaratoria de alerta de género, si las y los legisladores no erradican la violencia contra las mujeres, fue la advertencia que lanzó la diputada Merary Villegas, al sentirse agredida por comentarios que hicieron en el recinto parlamentario hacia su persona.

Ante las críticas de algunos y algunas diputadas que vertieron en contra de la diputada de Morena al presentarse a la sesión con un palazzo de grandes escotes, la legisladora en tribuna fijó su postura.

Cerca de las cuatro de la tarde, en el último punto del orden del día de la sesión ordinaria y ante 21 de los 40 diputados –algunos y algunas de los que la criticaron-, abandonaron la sesión, la diputada quiso hablar, sin embargo, fue interrumpida para verificar a ver si había quórum.

“Desde el día de ayer, a muy temprana hora y hasta antes de subir a esta tribuna, he recibido numerosas muestras de apoyo y solidaridad, debido a una nota periodística”, dijo.

Señaló que la nota cobró relevancia y viralidad entre la opinión pública. Unos cuestionaron al medio, y los más, a los diputados y diputadas que cita la nota.

“Y ante tal festina que había en el pleno de acuerdo a lo que puede apreciarse en la nota periodística, así como en algunos videos que circulan en redes sociales en el momento justo de mi intervención, queda de manifiesto que gran parte de la fracción parlamentaria del PRI, incluida su coordinadora y presidenta de la Junta de Coordinación Política participaban a modo de mofa en este penoso acontecimiento”, dijo.

¡Qué pena!, señores y señoras diputadas. ¡Qué pena de representantes populares que tiene Sinaloa, dijo, mientras algunas legisladoras se reían, no se sabía si por la intervención de la diputada o se habían contado un chiste entre ellas.

“El Congreso no es una simple oficina; es el Poder Legislativo. Es una institución garante de la democracia que tiene la alta responsabilidad de hacer las leyes que ustedes mismos se encargan de violar”, dijo.

Señaló que resulta inadmisible que en esta soberanía se presenten hechos de agresión verbal y física hacia las mujeres y peor aún, entre mujeres diputadas.

“Lamento que desde el Congreso el mensaje que se le envíe a los sinaloenses es que en Sinaloa ninguna mujer se salva de la violencia de género, independientemente de su nivel económico, social, académico, o del cargo o labor que desempeñe,” dijo.

Reiteró que queda claro que en Sinaloa la violencia de género también viene de las autoridades mismas, de los gobernantes y de las y los diputados, ya sea por acción u omisión.

Luego, pidió que de acuerdo a la Ley Orgánica del Congreso del Estado de Sinaloa que se turne a la Comisión de Honor y Justicia, para su sanción correspondiente, a las y los diputados que efectuaron actos de violencia verbal de género hacia ella durante su intervención en tribuna el pasado martes 03 de octubre del presente año.

Señaló que tiene confianza para que esta solicitud se atienda de manera oportuna y apegada a las leyes que nos rigen.

De lo contrario, advirtió que el grupo parlamentario de Morena se verá en la necesidad de hacer declaratoria de alerta de género para el Congreso del Estado de Sinaloa, ya que parece que se les olvida que en Sinaloa, en el marco de la declaratoria de alerta de género, existe una supuesta estrategia para erradicar la violencia contra las mujeres que permitan identificar los contextos en los que se presentan.

La diputada de Morena recordó que no es esta la primera ocasión en la que ha sido víctima de discriminación y violencia verbal por parte de miembros de este Congreso “por el simple hecho de ser mujer y de expresar posiciones políticas en defensa de las mayorías”, dijo.

Hasta ahí quedó su reclamo, nadie intervino, ningún grupo parlamentario fijó una postura. Sólo tres diputados del PAN se sumaron al posicionamiento. “Todos criticamos, hacíamos bolita para comentar y los del PAN fueron los más mochos y ahora resulta que se adhieren…ahí está la incongruencia”, comentaban diputados al concluir la sesión.