sinaloa-logo   baner sinaloa dossier  logo-la-cancha
  

Ex diputada sinaloense Lucero Sánchez se declara inocente en primera audiencia

Lucero Sanhcez y Angelica Cuen

WASHINGTON, D.C. 29 de agosto.- La ex diputada local sinaloense Lucero Guadalupe Sánchez López compareció este martes -en una audiencia que duró sólo 16 minutos- ante un juez federal de la Corte para el Distrito de Columbia, de Washington DC, en Estados Unidos, donde se declaró inocente por un cargo de narcotráfico que se le imputa.

El juez Michael Harvey aceptó la petición de la Fiscalía de mantener detenida a Sánchez López tres días más y agendó otra audiencia para este viernes, en la que la jueza Robin Meriweather resolverá en definitiva si mantiene encarcelada a la ex diputada mientras se tramita el juicio.Según los registros de la Corte -citados por el diario Reforma-, el juez también dictó una "alerta sobre la salud física o mental" de Sánchez López, dirigida a la Unidad Médica del Departamento de Correcciones del Distrito de Columbia, que la tiene bajo su custodia.

La ex diputada, de 28 años de edad, había pedido permanecer en San Diego -donde fue detenida en junio pasado-, pero fue trasladada el viernes 25 de agosto a Washington DC por el Servicio de Alguaciles Federales, a pesar de que estaba pendiente un recurso de emergencia ante la Corte de Apelaciones del Noveno Circuito, con sede en San Francisco.

Todavía ayer, los abogados de oficio de la mujer sinaloense pidieron a la Corte de Apelaciones ordenar el regreso de su clienta a San Diego, ya que el traslado a Washington aún no concluía, debido a que los Alguaciles Federales no la llevaron por vía aérea a la capital estadounidense.

El Departamento de Justicia notificó al Consulado de México en Washington, ya que Sánchez López tiene derecho a asistencia legal de las autoridades mexicanas, señaló el rotativo. Asimismo, la ex diputada pidió que se le permita nombrar a un abogado privado.La ex legisladora fue arrestada el pasado 21 de junio mientras intentaba ingresar a San Diego, por la Garita Mesa de Otay, en Tijuana.

Un agente de la Patrulla Fronteriza descubrió que el Departamento de Estado de EU le había cancelado la visa y que era sospechosa de narcotráfico.Sánchez López fue acusada en la Corte de Distrito de San Diego, de asociación delictuosa para distribuir cinco kilos de cocaína en Estados Unidos, entre enero de 2013 y enero de 2017.

El 17 de febrero del 2014, la ex diputada local de Sinaloa, escapó de una redada policial y de la Secretaría de Marina Armada de México (Semar), junto a Joaquín Archivaldo Guzmán Loera, alias “El Chapo”, por un túnel que conectaba con el drenaje público de Culiacán.

Por sugerencia de ella, ambos huyeron a Cosalá, distrito municipal por el cual era legisladora local, curul a la que accedió nominada por una coalición entre los partidos Sinaloense (PAS), el de Acción Nacional (PAN), el de la Revolución Democrática (PRD) y el del Trabajo (PT).Esto fue documentado por la Dirección de Investigaciones de Seguridad Nacional de Estados Unidos (HSI, por sus siglas en ingles), con sede en Nogales, Arizona, que con la colaboración de un informante infiltrado del Cártel de Sinaloa, pudo obtener información sobre las actividades de Sánchez López y su relación sentimental con el capo.

“El informante” -según se consignó en un documento signado por el agente Félix Trevino- “refiere que ‘Tere’ [Sánchez López] le contó que ella escapó de la redada y que le dijo a Guzmán Loera que se fuera con ella a Cosalá, de donde era diputada”.Según la acusación que hace la dependencia estadounidense ante la Corte del Distrito Sur de California, Sánchez López conspiró para traficar drogas y lavar dinero a favor del Cártel de Sinaloa.Esto lo sostiene con dos intervenciones telefónicas y los testimonios de una persona que fue capturada en EU, a la que vincularon como traficante, pero le ofrecieron ser un agente encubierto y ahora lo identifican como “Colaborador”.

La primera intervención telefónica fue realizada en septiembre de 2013, cuando Sánchez López era diputada local electa. Aquella vez utilizó el pseudónimo de “Piedra” para hablar en nombre de Guzmán Loera y compartir contactos, así como dar indicaciones para realizar transacciones económicas por 500 mil dólares.

La segunda intervención telefónica fue en enero del 2014, sobre los mensajes de la entonces legisladora.En ellos Sánchez López utilizó el pseudónimo “Maico” para indicar cómo debían recogerse 380 mil pesos para el tráfico ilegal de drogas. La HSI cita el testimonio del “colaborador”, quien entró en comunicación directa con una persona que se hacía llamar “Tere” y quien pretendía contactar a los hijos del líder del Cártel de Sinaloa. El "informante" -destaca el documento legal-, se reunió con la mujer, quién dijo ser novia de "El Chapo".

Luego, por solicitud de los agentes, identificó a Lucero Sánchez López con una fotografía como “Tere” o “Maico”, sobrenombres con los que se presentó.La ex diputada pidió ayuda al "informante" para contactar a "Los Menores", como se referían a los hijos del capo, pues era necesario entregarles mercancía proveniente del costarricense Óscar Berrocal Sandi, que operaba para el Cártel de Sinaloa desde Ecuador.Guzmán Loera fue recapturado por segunda ocasión el 6 de enero de 2016, y en la actualidad se encuentra recluido en un Centro Correccional de Nueva York, acusado de tráfico de drogas y lavado de dinero.

La ex diputada local por Cosalá sólo subió tres veces a tribuna en su carrera política, una de ellas para denunciar supuestos abusos de la Secretaría de Marina en la Sierra Madre Occidental.La ex legisladora supuestamente usó una credencial de elector falsa, con la que presuntamente visitó en 2014 a “El Chapo”, cuando éste aún permanecía recluido en el penal federal de máxima seguridad El Altiplano, en Almoloya de Juárez, en el Estado de México, antes de su fuga, ocurrida en junio del 2015.